Aguas Profundas

Tengo una mente hiperactiva. Desde que tengo memoria me imagino a mí mismo en toda clase de situaciones, desde lo más fantástico hasta lo más terrible. Hace unos meses, mi fantasía más recurrente iniciaba conmigo perdiéndolo todo en alguna calamidad, ya sea un incendio, un robo o un fraude, incluyendo diez años de material literario.

No deseo desaparecer, o que el mundo lo haga. Tampoco deseo que todo acabe. Quizá busco un reinicio, pero ¿por qué lo haría? Generalmente hablando, mi vida va viento en popa. Tengo una carrera universitaria, un trabajo como profesor, un equipo de trabajo que poco a poco se transforma en familia y, obviamente, la oportunidad de navegar mis ideas a través de escritos como éste.

Debería de estar contento. Creo estarlo, y pese a todo quizá lo que busco es simplificar mi vida, desfragmentarla como un disco duro de computadora. Tal vez no esté abrumado, solo esparcido. Es probable que no necesite poner mi vida de cabeza y empezar otra vez. Tal vez sólo necesite ponerla en orden. Quizá estoy listo para adentrarme a aguas más profundas.

No dejo de utilizar esta expresión. No dejo de pensar que estoy destinado a tener una trayectoria artística desigual y extraña, llena de experimentos, tragedias y triunfos.

Mi entendimiento sobre mí mismo se erosiona con cada proyecto terminado. Nunca pensé que escribiría un poema decente y mucho menos un poemario, ni qué decir de este texto que escribo ahora o los cuentos que he tenido la fortuna de terminar. Tampoco puedo descartar la posibilidad de escribir algún guion de cine o un libreto de teatro.

Quizá la sensación de fragmentación en mi vida viene de la falta de un reto que me tenga ocupado. Ciertamente el periodo de febrero a mayo en el que escribí los treinta poemas que componen Versos Sinvergüenzas se fue en un abrir y cerrar de ojos, un periodo fugaz en el que mi vida tenía un ritmo y un propósito.

Es posible que esté condenado a perseguir aguas profundas de por vida. Sólo espero no ahogarme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *